La hormiga

El hombre es como una hormiga
Siempre ocupada
También preocupada
Sin reconocer la pregunta antigua

No posee suficiente información
Para comprender su condición
Porque no la busca
No le gusta

La gran solución de la vida loca
Es traer un cubre boca
Él nunca un alma toca
Y la cura verdadera sofoca

Su vida es solo una lágrima en la lluvia
Y el obstáculo insuperable en su vía
Es que ve esta lágrima como el océano
Nunca descubre las frutas suntuosas del verano

Hay una solución obvia de tu vida
Mi querida hormiga dormida
Es tomar la eternidad como suculenta bebida
No despilfarres tu espíritu en una cantera escondida

Deja un comentario